Categoría: Cartas

Lo mejor a los hijos de los políticos

por Sebastian Florindo Email

En estas fiestas quiero desearle lo mejor a los hijos de los políticos, de todos los partidos e ideologías, ya que ellos son los que suelen estar solos mientras sus padres se ocupan "del bien común" , los que son insultados y reverenciados por acciones que desconocen, de los que se espera que se comporten de determinada manera por ser los "hijos de"; quiero que todos los hijos de la política lo pasen lo mejor posible, ya que todos los imaginan con bienestar y pocos se ocupan de su felicidad.

Carta a Jorge Lanata

por Sebastian Florindo Email

Estimado Lanata: Sin dudas no puedo más que agradecerle su esfuerzo por clarificar a la gente quien es quien, por mostrar que usted no es muy distinto a Elisa Carrio, hoy venida a menos, cuando se refería a nuestra presidenta, hoy reelecta, como “la viudita”; o como la “señora de los almuerzos”, que se regodeaba con invitados de la altura de Videla, cuando se atrevió a dudar de si el expresidente había muerto realmente. Señor Lanata hoy mas que nunca queda claro, quien es usted, gracias por reclarificarlo, usted es ese periodista que no se atrevió a dudar de la forma en que se realizó la transferencia de Papel Prensa durante la ultima dictadura militar, y no esta de menos agradecerle que haya mostrado que ser periodista no es necesariamente investigar o tener un compromiso con la verdad, sino simplemente tener un compromiso con algo que no me atrevo a aventurar que es, porque lo desconozco. Es usted quien pasó de presentar, a modo de denuncia, las relaciones de Clarín con distintos medios, de forma que esta empresa era señalada como un multimedios de dimensiones hegemónicas, a defenderlo por ser “el más débil”.

Señor Lanata, déjeme decirle algo, uno puede estar en una posición política alterna, y es aceptable, uno puede cambiar de posición ideológica y esto puede ser parte del proceso de crecimiento personal y, por lo tanto aceptable.
Puedo decir que apreciaba sus comentarios, como veo el programa de Mariano Grandona, no porque comulgue con vuestros discursos, sino simplemente porque la opinión distinta me permite corregir o replantear mis propias ideas, o simplemente buscar mejores o nuevas argumentaciones para sostener o reforzar las ideas que ya tenía, en definitiva, me permite crecer.

Pero llega un punto que las ideas expresadas dejan de ser políticas o ideológicas y muestran una forma moral del ser que las enuncia, en este caso, este ser moral es usted señor Lanata, y se muestra como alguien que se burla de una mujer que perdió su marido, de dos hijos que perdieron a su padre, de miles de militantes a lo largo y ancho del país que sienten que Néstor Kirchner les dio esperanzas después de la desnutrición rampante de 2002, que le dio trabajo a millones, y a los que no pudo, al menos les entrego un plan asistencial que les permitió sobrevivir para que hoy puedan soñar.
Señor Lanata, no me extenderé mucho mas, porque creo, que quien, en una discusión política o ideológica, apela a agravios, es alguien a quien se le acabaron los argumentos y por esto mismo es inútil plantear este comentario en ese campo de discusión, pero déjeme decirle esto, uno puede ser critico de muchas cosas del kirchnerismo, como yo lo soy, pero de lo que no me caben dudas, es que no quiero estar de su lado, de Grondona, de Carrio o de la “señora de los almuerzos” y esto ni siquiera es por sus posturas políticas e ideológicas, sino simplemente por como los percibo como seres “humanos”.

Un argentino en el sur

por Sebastian Florindo Email

En la ruta 3 al sur, mas al sur no podría ir sino escuchando a Victor Heredia y reservando hasta siempre comandante para el faro del fin del mundo. Ahora estoy en el norte del Chubut pensando ¿qué cerca me queda la Quiaca? Me queda cerca simplemente porque estuve. Si señores soy yo, al que le negaron la bandera de ceremonia en la primaria, simplemente por ser distinto; soy yo el que se fugo de este país llamado Argentina por no sentirse respetado en su ser. Soy yo el mismo que no tuvo derecho a hablar por televisión por ser distinto... por pronunciar mal. En dos días habré estado en cada provincia de este inmenso país y no puedo entender, aquí, el hambre y la pobreza. Si soy sincero, estoy llorando mientras el sol patagónico pega en mis ojos. Hoy aun duele, aquel séptimo grado donde fui el ultimo para llevar la bandera de ceremonia. Creo que se que si miro el turismo Argentina es un país rico, hagamos una nación de valor agregado. Si veo los campos veo alimento, no tengamos hambre, si veo lagos y ríos, veo pureza, no la contaminemos, si veo ciudades veo creatividad, ingenio y desarrollo, no las hagamos miserables, si veo desiertos sabemos bien que son buenos para la salud de muchos, usémolos,si veo túneles veo cuando fuimos la vanguardia mundial en subterráneos, pero si miro el cielo pienso en Jorge Newbery y en lo que significo para el mundo. Quiero que cumplamos con la Constitución y abramos las puertas a los inmigrantes, no como decía Sarmiento, sino a Todos, acá se puede acobijar a mucha gente. Esta netbook donde escribo, podría haber sido hecha en Tierra del Fuego y con la misma calidad, hagámoslo, es nuestra obligación. Tenemos el tren de las nubes y el del fin del mundo ¿no podemos tener a todo el país conectado? Veo por la ventana kilómetros y kilómetros vacíos, somos 44 millones, pero podríamos ser cientos de millones, Y viviendo bien, haciendo autos en Rosario, aviones en Córdoba, barcos en La Plata, acero en Puerto Madryn y Campana, educación y cultura en Salta y Tucumán, medicina e investigación en Jujuy, energía pura eolica en La Pampa, El Chubut y Santa Cruz. Tenemos uvas para hacer buenos vinos en San Juan y Mendoza, música en todos lados, comidas que son admiradas en todo el mundo. Si se hizo el cablecarril mas largo del mundo en Chilecito ¿por qué no hay turismo internacional? La minería debería ser con respeto al medio ambiente, tenemos de sobra para eliminar la pobreza. Y que no me vengan con el cuento de la deuda externa. Es fácil pagarla ¿acaso lo dudan?
Cuanto que decir carnavales en Humahuaca, Corrientes y Gualeguaychú, empanadas en Salta y Tucumán, alfajores en Mar del Plata, Rosario, Córdoba y Santa Fe, pesca en Entre Ríos, enseñanza de comercio internacional en Formosa, lugares para tratar el asma en Córdoba San Luis y La Rioja. Pesca y energía hidroeléctrica en El Neuquen, carbón en Santa Cruz, curación por baños termales en Santiago del Estero y Entre Ríos, petróleo en El Chubut y Santa Cruz, gas en El Neuquen. Madereria sustentable en El Chaco, aca hubo gigantes ferroviarios para estaban a la vanguardia el mundo en Tolosa, Junin Ferreira, Tafi Viejo, Chascomus...proveían a todo Sudamérica, lo hicimos, lo podemos hacer. Acá se hicieron médicos como Rene Favaloro, ingenieros, físicos, químicos, filósofos que alguna vez asombraron al mundo, arqueólogos como Florentino Ameghino, pensadores como Alejandro Korn.
Pero no todo es bueno, nos pesa haber alojado nazis, despreciado a los pueblos originarios y a nuestros vecinos, nos pesan las luchas internas, las masacres, los desaparecidos, la justicia ausente, los políticos corruptos, los sindicalistas enriquecidos, ,los empresarios rentistas y no innovadores, los profesionales que solo lucran con un pw
pergamino y no lo honran.

Todo esto es la tierra austral llamada Argentina ¿lo sabia? Usted es parte de la decisión sobre el futuro.
Desde la patagonia, Sebastián Florindo. Una persona que muchas veces se sintió negado en su tierra.

Finalizado 7 am

1 2 >>